Siglo XX – Siglo XXI: Larga es la noche de la Democradura en México – I

 

La guerrilla recurrente y la inviabilidad de la lucha armada

Parece conveniente voltear hacia atrás como para mirar que puede seguir adelante…

En las movilizaciones estudiantiles de 1968 uno de las consignas era: ¡No queremos Olimpiadas, queremos Revolución! Otra fue: ¡Únete pueblo te están explotando! Ha pasado casi medio siglo y… nada de Revolución ni unidad del pueblo. Pero veamos unas décadas más atrás.

.- Las guerrillas

Como saben, de 1934 a 1940, gobernó el país el Gral. Lázaro Cárdenas. Su gestión se distinguió por fomentar la industrialización, la nacionalización del petróleo y los ferrocarriles, el Reparto Agrario, y su solidaridad con los republicanos españoles. Durante su gestión organizó a los actores de la producción. Para consolidar su poder, creó una serie de organismos como la Confederación Nacional Campesina(CNC), la Confederación de Trabajadores de México (CTM) y procedió a reorganizar su partido, el Partido de la Revolución Mexicana. En el terreno educativo fomentó la Educación Socialista y creo el Instituto Politécnico Nacional. Se trataba de un proyecto de nación alternativo que se opuso a la restauración del viejo régimen. El peso mexicano fue de 4.00 a 4.21 por dólar. A Cárdenas le siguió Manuel Ávila Camacho que, al parecer, llegó con un “fraude electoral”. Entró en la Segunda Guerra Mundial y en 1946 creó el Partido Revolucionario Institucional (PRI).

En ese sexenio Rubén Jaramillo se levantó en armas en Morelos. Miguel Alemán Valdés impulsó sin éxito la industrialización por Sustitución de Importaciones; disminuyó el gasto social y promovió una política anticomunista. Adolfo Ruiz Cortines planteó el desarrollo estabilizador y el peso mexicano pasó de 8.65 a 12.50 por dólar.

Lo que va a seguir en México es medio siglo de luchas armadas, obreras, magisteriales, campesinas y populares.

.- En Morelos (1957), Rubén estaba nuevamente levantado armas y en 1958, el presidente Ruiz Cortines enfrentó la huelga magisterial, la huelga de ferrocarrileros y conflictos agrarios en Sinaloa, Baja California, Sonora y la Comarca Lagunera. La policía y el ejército reprimieron los movimientos campesinos. Adolfo López Mateos (1958-1964), con un gobierno y coyuntura exitosa, nacionalizó la industria eléctrica, creó el ISSSTE y la Comisión Nacional de Libros de Texto Gratuitos. Disminuyó la inflación y alcanzó tasas de crecimiento del 6% anual. En 1959, López Mateos amnistió a Rubén Jaramillo, sin embargo, el 23 de mayo de 1962 un destacamento militar y policía judicial, secuestró y asesinó a Jaramillo y a su familia. Uno de los atroces crímenes políticos del siglo XX mexicano. .- En Chihuahua, el 23 de septiembre de 1965, una docena de campesinos, estudiantes, maestros y líderes agrarios del Grupo Popular Guerrillero (GPG) intentaron tomar por asalto el cuartel del Ejército federal en Madera, Chihuahua. Se le considera la primera acción insurreccional de envergadura de la guerrilla contemporánea en México. En el ataque murieron 6 militares y 8 guerrilleros. Gobernaba Gustavo Díaz Ordaz.

.- En Guerrero, la lucha armada la emprendió el Partido de los Pobres con de Lucio Cabañas (1967-1974), y la Asociación Cívica Nacional Revolucionaria con Genaro Vázquez Rojas, entre otros grupos armados que se organizaron en la Sierra Madre del Sur durante las décadas de 1960 y 1970.

.- El 68 y la lucha armada. Año de Olimpiadas y de la rebelión de los Jóvenes. Campeaba el Autoritarismo y el movimiento se desató en Julio de 1968. El movimiento por las Libertades Democráticas fue aniquilado a sangre y fuego el 2 de Octubre en la Plaza de las Tres Culturas. La masacre significó, para algunas organizaciones políticas de la izquierda de entonces, la cancelación de la lucha política y pasaron a la lucha armada. Efectivamente, después del brutal golpe al movimiento estudiantil, surgieron decenas de grupos armados que muy probablemente tuvieron presencia en todos los estados de la República. Los animaba el triunfo de la Revolución Cubana, la lucha heroica del pueblo de Vietnam, el ejemplo de lucha del Che Guevara, los movimientos armados en Guatemala, El Salvador y Nicaragua. Los movimientos armados de las FARC y del ELN en Colombia, de las Fuerzas Armadas de Liberación Nacional en Venezuela y de los Tupamaros en el Uruguay, entre otros.

Sin embargo, los movimientos armados en México fueron diezmados y/o aniquilados con la llamada Guerra Sucia, es decir, un conjunto de medidas de represión militar y política para disolver a los movimientos de oposición política y armada contra el Estado mexicano. La guerra sucia de 1960 a 1980 dejó un número aún desconocido de muertos y desaparecidos en México. La ONU recibió 374 denuncias. El Comité Eureka manejó un total de 557 expedientes de personas desaparecidas entre 1969 y 2001, de las cuales más de 530 corresponden a personas desaparecidas hasta la década de 1980.

Destacaron la Liga Comunista 23 de Septiembre y el Partido Revolucionario Obrero Campesino (PROC) y la Unión del Pueblo (UP) que más tarde se fusionaron y dieron origen al PROCUP. El 6 de agosto de 1969 se fundaron la Fuerzas de Liberación Nacional (FLN) que después de un cuarto de siglo van a sorprender con el levantamiento del EZLN en Chiapas.

.- Las guerrillas en el siglo XXI. Para el 2000, el Centro de Investigaciones Económicas y Políticas de Acción Comunitaria-CIEPAC, había registrado de una veintena de movimientos armados en 18 entidades de la República Mexicana. En 2017, se registran como “activos” a los siguientes grupos guerrilleros: Ejército Zapatista de Liberación Nacional(EZLN), Ejército Popular Revolucionario (EPR), Ejército Revolucionario del Pueblo Insurgente(ERPI), Fuerzas Armadas Revolucionarias del Pueblo (FARP), Tendencia Democrática Revolucionaria-Ejército del Pueblo (TDR-EP).

De 1957 al 2017, han pasado 60 años de luchas armadas en México. En más de medio siglo la vía armada no ha representado un riesgo grave para el Sistema Económico y Político mexicano. Las agrupaciones guerrilleras no fueron la opción para los obreros y campesinos mexicanos. Tampoco tuvieron la capacidad de fuego suficiente de tal forma que los aparatos político-militares del Estado los han mantenido a raya.

.- En 1988 escuché por primera vez la tesis de la Inviabilidad de la Lucha Armada en América Latina y El Caribe. Para entonces los Movimientos de Liberación Nacional en la región habían padecido los terribles golpes de las Dictaduras. Años más tarde…

En América Central:

.- La Revolución Sandinista en Nicaragua, culminó en 1990, con la “piñata”.

.- En 1992, el Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN), firmó los acuerdos de paz con el Gobierno de El Salvador para poner fin a doce años de guerra civil en el país.

.- En Chiapas, México, a menos de dos meses del levantamiento armado, el jefe político militar del EZLN declaró que “lo que sigue es un largo periodo de lucha política”.

.- En Guatemala, después 36 años de guerra, la URNG firmó la paz en 1996.

.- En Colombia, en 2016 y después de 52 años de guerra, Las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia-Ejército del Pueblo (FARC- EP) y el Gobierno colombiano firmaron la paz. En junio de 1917 las FARC-EP iniciaron la entrega de sus armas.

Hechos político-militares que confirman la tesis de la Inviabilidad de la lucha armada…

Grave es la creciente presencia de las Fuerzas Armadas del Estado, la militarización del país y, la presencia de las fuerzas armadas de la llamada delincuencia organizada en la época de los Megaproyectos y despojo de tierra y territorio a los pueblos de México… Grave es la situación de los pueblos en América Latina y El Caribe…

https://www.chiapasparalelo.com/opinion/2017/06/siglo-xx-siglo-xxi-larga-es-la-noche-de-la-democradura-en-mexico-i/

Anuncios

El criterio revisionista y el criterio marxista-leninista sobre el carácter socialista de un país

1° La base –absoluta o relativa– del número de pobres, sin tener en cuenta ni la existencia de una clase social burguesa, ni la posición internacional del país.

2° El aumento de la producción en las diferentes ramas de la economía.

3° La existencia de subvenciones sociales en la educación, sanidad, etc.

Pero estos índices revelan una concepción idealista y agnóstica del socialismo, ya que no toca directamente los análisis de clase en lo nacional e internacional, ni se recurre a un análisis sobre las relaciones de producción. Estos índices, tomados aisladamente también pueden ser parte de las relaciones de producción burguesas. Entre los revisionistas, sólo describen de manera muy parcelaria y superficial –en el mejor de los casos– una realidad económica y social, mientras que los índices objetivos, ellos, permiten apreciar la realidad económica y social a partir de sus fundamentos objetivos y en su carácter global. Los índices en los que se fijan los revisionistas se focalizan en las apariencias o en los detalles, olvidando lo esencial y reproduciendo las estadísticas burguesas en su forma bruta y sin la menor crítica. ¡La piedra de toque entre la compresión del materialismo dialéctico no está constituida por estos índices ni siquiera en el reconocimiento de la existencia de la lucha de clases, sino por su base material económica!

Esto demuestra su agnosticismo y su idealismo cuanto tratan la cuestión de la construcción del socialismo. Estos diseños conducen a la negación de las leyes universales del marxismo-leninismo y a la sustitución por unos puntos de vista antimaterialistas que durante medio siglo de dominación revisionista internacional, promovieron y reforzaron desde los revisionistas en los ex países socialistas, los revolucionarios democrático-burgueses y hasta los nacionalistas burgueses que procuraron vestirse de ropajes socialistas y marxistas:

«La negación de estas leyes conduce al revisionismo. Especulando con los cambios que se operan en el mundo y con las condiciones nacionales específicas, los revisionistas han sustituido las verdades universales del marxismo-leninismo por sus tesis y conclusiones antimarxistas y contrarrevolucionarias». (Enver Hoxha; Informe en el VIº Congreso del Partido del Trabajo de Albania, 1 de noviembre de 1971)

Es pues con una gran perspicacia es que marxistas-leninistas albaneses observaban el hecho de que:

«El agnosticismo devino en una de las formas fundamentales de las diversas corrientes y subcorrientes de la filosofía burguesa contemporánea. Su fin es crear duda sobre la posibilidad de conocer las leyes de la naturaleza y de la sociedad, de utilizarlas en la práctica con vistas a transformar el mundo». (Kristaq Angjeli y Artan Fuga; La filosofía idealista contemporánea, arma ideológica en manos de la reacción imperialista, 1986)

Los índices objetivos –es decir, basados en la concepción materialista– de una sociedad y una economía socialista son:

1° La ausencia de clases explotadoras y el y el poder de dictadura del proletariado que asegura la centralización de la economía alrededor de un plan de desarrollo a largo plazo así como una norma de acumulación elevada.

2 ° Un comercio exterior del que la estructura excluye la inclusión a la división internacional del trabajo, bajo pena de dar rienda suelta a las leyes de la producción de mercancías sobre el mercado interior

3 ° El crecimiento prioritario de la industria de producción de los medios de producción con vistas a la reproducción ampliada más rápida del producto social.

4 ° La parte preponderante de los trabajadores del sector productivo con relación al total de los trabajadores así como la ausencia de paro estructural.

5 ° La reproducción ampliada de la mano de obra, la participación creciente de las mujeres a la producción, ilustrando el grado de emancipación económica, política y social de los trabajadores.

Esta lista obviamente no es exhaustiva, pero marca de forma indiscutible una diferencia entre los índices propuestos por los revisionistas para evaluar una sociedad y economía socialista». (Vincent Gouysse; Imperialismo y antiimperialismo, 2007)

http://www.autistici.org/poderobrero/articulos/el-criterio-revisionista-y-el-criterio-marxista-leninista-sobre-el-caracter-socialista-de-un-pais

Gramsci y el leninismo hoy

sábado, 10 de junio de 2017

Perry Anderson popularizó las particularidades de un marxismo occidental que otorgaba una importancia mayor a las cuestiones superestructurales y al momento de la subjetividad. Por cuestiones de tiempo y espacio, Marx y Engels dedicaron casi todo su trabajo a estudiar las cuestiones relacionadas con la infraestructura económica, lo que permitió que sus alumnos desarrollaran una visión tosca y determinista que no atendía a cuestiones como la ideología o la cultura. Aunque la Revolución Rusa era precisamente una revolución «contra El Capital» y rompía los esquemas deterministas del marxismo ortodoxo, no se extrajeron las conclusiones más útiles al creer que dicho proceso podría exportarse en sociedades radicalmente distintas. Fruto de las distintas derrotas que se produjeron tras el octubre bolchevique y en una constante pugna contra el determinismo, la obra gramsciana se erigió como el máximo exponente del denominado marxismo occidental

Lo que para el historiador inglés fue una distinción principalmente analítica se convirtió a posteriori en la coartada para presentar un marxismo oriental, con el bolchevismo como paradigma, relacionado con el asalto y la coerción, y un marxismo occidental, con Gramsci a la cabeza, relacionado con la hegemonía y el consentimiento. Si bien es cierto que esta distinción no es completamente errónea, es incapaz de hacer un análisis profundo y está impregnada de un cierto determinismo. Se utilizó para contraponer a un Lenin desfasado y un Gramsci amable con tendencias socialdemócratas. Una contraposición artificial que no sólo oculta la admiración de Gramsci por Lenin, sino –y más importante– el vínculo y el desarrollo de la obra leninista realizada por el sardo en un contexto diferente al de una Rusia semifeudal.

Gramsci hace un análisis profundo de las sociedades con un capitalismo desarrollado en las que el Estado no es sólo una máquina de coerción que garantiza la administración de los negocios comunes de la clase dominante. Enriquece la definición añadiendo a la sociedad civil como el conjunto de espacios en los que se reproduce ideología, que ya no es sólo falsa conciencia sino una visión del mundo, un esquema de valores, un sentido común. En las sociedades desarrolladas no sólo –ni principalmente– se gobierna mediante la coerción, sino a través del consenso. Gramsci toma la incipiente definición de hegemonía desarrollada por Lenin (le reconoce como el principal teórico de la hegemonía y ésta como su gran aportación) y la amplía de la habilidad para estrechar alianzas a la capacidad para dotar éstas de un proyecto ideológico y ético-cultural común.

El mismo Lenin reconoce a tan sólo un año de la victoria bolchevique que la exportación mecánica de la guerra de maniobras sería un suicidio político en sociedades donde las clases trabajadoras han desarrollado una cultura política democrática. Este reconocimiento se plasma, según Gramsci, en la estrategia del frente único adoptada por la Internacional. El italiano desarrolla la estrategia de la guerra de maniobras, más trabajosa a largo plazo. Del choque frontal había que pasar a la ocupación de casamatas y fortalezas, a la construcción de trincheras en la sociedad civil. A la construcción, en definitiva, de una visión del mundo autónoma, dando la lucha ideológica por la hegemonía en todos los espacios en los que la política esté presente. Aunque el dirigente sardo pone especial atención a los procesos superestructurales no desliga el concepto de hegemonía de la economía, pues ésta debe ser también económica para que sea real, profunda y efectiva. De hecho, un programa económico es en última instancia la mejor expresión del proyecto de reforma moral e intelectual.

Aunque Gramsci rellena huecos hasta entonces vacíos, no rompe con el leninismo sino que parte de su análisis concreto de la realidad concreta y establece el reconocimiento nacional exhaustivo como conditio sine qua non para el éxito revolucionario. No existen fórmulas mágicas ni estrategias exportables de manera mecánica. Cada contexto necesita un análisis propio y, partiendo de éste, una estrategia propia. A pesar del lenguaje beligerante hasta el insulto y de la pugna dialéctica constante que impidieron en ocasiones mayor finura en sus textos, Lenin se convierte en el Presidente del primer país socialista de la historia no por la grandilocuencia de sus afirmaciones sino por su capacidad analítica y estratégica. Si no se hubiera desmarcado del reformismo determinista (la posición ortodoxa del momento) no habría dirigido al proletariado ruso en su emancipación, le habría regañado por su impertinencia al no respetar la inmadurez del desarrollo de las fuerzas productivas y de las condiciones objetivas.

El Lenin inteligente y dialéctico, imposible de entender mediante citas, es el que Gramsci recoge y desarrolla hasta el punto de convertirse en su alumno más brillante. A pesar de lo que pudiera parecer a simple vista, el hecho de que el italiano desarrollara conceptos ya estudiados, innovara partiendo de ellos y pusiera mayor énfasis en otras cuestiones, es lo que precisamente une a ambos dirigentes. De la misma manera, lo que lo unía a Marx era la afirmación de que éste no era un pastor con báculo que dejó una ristra de recetas indiscutibles y fuera de las categorías del tiempo y del espacio. De todo se debe dudar. Y más de la supuesta capacidad taumatúrgica que se esconde detrás de los epítetos en política. No se puede ser leninista sin ser gramsciano.

  1. S. Gramsci entiende que la tarea más importante del Partido como intelectual colectivo es la construcción de una visión del mundo propia, pues la política, en realidad, es una lucha permanente por la hegemonía. El Partido no es sólo una organización jurídica-administrativa sino todo el bloque social del que forma parte y aspira a dirigir. Si un Partido no entiende su propia magnitud caerá, conscientemente o no, en posiciones sectarias.

http://cincuentaytresdias.blogspot.mx/2017/06/gramsci-y-el-leninismo-hoy.html

“El jazz mexicano no conoce de muros ni de barreras”: José Julio Díaz Infante

Anuncian programa de la cuarta edición del Clazz Continental Latin, donde el piano será la figura central. Participan Héctor Infanzón y Chano Domínguez, entre otros

“El jazz mexicano no conoce  de muros ni de barreras”: José Julio Díaz Infante | La Crónica de Hoy

Una imagen del museo arqueológico subacuático de Playa Bonita en Campeche.

Chano Domínguez, Héctor Infanzón, Alex Mercado, Magos Herrera, Servando Rascón, Alberto García y Pepe Hernández son los artistas que forman parte del festival Clazz Continental Latin Jazz México 2017.

Durante el festival, que se llevará del 16 al 18 de junio en el Teatro Julio Castillo, la figura central será el piano y el talento mexicano, comenta José Julio Díaz Infante, coordinador de Música y Ópera del Instituto Nacional de Bellas Artes (INBA), para demostrar que el “jazz mexicano no conoce de muros ni de barreras”.

El encargado de inaugurar el encuentro será Pepe Hernández Groove Gang, agrupación que  dará un concierto el 16 de junio, a la 20:00 horas, en el que interpretará temas de Groove Corner, su más reciente producción: “Es una fusión de ritmos latinos. Voy a presentar cosas mexicanas combinadas con folk y ritmos latinos”.

Después de la participación de Pepe Hernández, el escenario será tomado por el Cuarteto de Héctor Infanzón, agrupación que ejecutará clásicos de su repertorio en los que conjunta la tradición musical con los lenguajes contemporáneos, comenta el artista:

“Lo que está pasando en México es muy interesante, la música original está cobrando una fuerza que habría que tomarla muy en cuenta, porque estamos en un nuevo milenio, con todas las tendencias que suceden en el mundo, lo que nos toca es revisar nuestra identidad”.

Todos los participantes de la cuarta edición del festival se caracterizan porque presentarán música original, aspecto que reconforta a Héctor Infanzón, pero que al mismo tiempo lo hace reflexionar sobre la situación de las nuevas generaciones:

“Las características que escucho de los colegas siento que ya es un movimiento mexicano, ya no sé si jazz propiamente pero que viene de nuevas mentes creativas que al cerrar filas, crea nuestra propia música con influencias del jazz”.

En el segundo día de actividades se presentarán el Quinteto de Servando Rascón y el Trío de Alex Mercado, esta última agrupación tendrá como invitada a la cantante Magos Herrera. En su oportunidad, Alex Mercado ejecutará piezas de Paisajes, su más reciente álbum.

Alex Mercado señala que el jazz latino atraviesa por momentos de apertura y fusiones: “El alma latina muchas veces se asocia con fiesta o alegría, pero el alma latina también tiene una gran gama de expresiones y de sentimientos, como elegancia, ternura y fineza, eso se demuestra en el festival”.

El último día de actividades comenzará a las 17:00 horas con un concierto de Caribbean Project de Alberto García, con un programa conformado por obras en las que combina elementos de música cubana, puertorriqueña, brasileña y colombiana: “Estoy presentando mi primer disco y el segundo, que se llama Inquietud, que debe su nombre a que las canciones tienen mucha melodía”.

La clausura del festival Clazz Continental Latin Jazz México 2017 estará a cargo del músico español Chano Domínguez, quien tiene más de 15 discos grabados, en los que combina el jazz con el flamenco.

-La cuarta edición del festival Clazz Continental Latin Jazz México 2017 se llevará a cabo del 16 al 18 de junio, en el Teatro Julio Castillo del Centro Cultural del Bosque. El costo del boleto para cada uno de los conciertos es de $150.

http://www.cronica.com.mx/notas/2017/1027864.html

A 46 años del Halconazo, marcharán este sábado de Normal al Zócalo

A 46 años del Halconazo,  marcharán este sábado de Normal al ZócaloFoto: @comite68

  • José Luna
  • Viernes 9 de junio de 2017

En la capital del país este sábado se realizará una manifestación de universitarios, politécnicos, agrupaciones civiles, para conmemorar el 46 aniversario de la masacre del Jueves de Corpus Christi o “El Halconazo”, la represión estudiantil del 10 de junio de 1971 por grupos paramilitares.

De acuerdo a la logística de los organizadores, será encabezada por sobrevivientes del Comité del 68 y se prevé parta al filo del mediodía de la estación del Metro Normal al Zócalo capitalino.

Integrantes de la Asamblea General Politécnica (AGP), del IPN, participarán también en la movilización a la que se han dado cita distintos contingentes que saldrán del Casco de Santo Tomás y de Zacatenco para formar un bloque en Circuito Interior y Calzada Tacuba.

Ver imagen en Twitter

Las autoridades capitalinas a través de la Secretaría de Seguridad Pública de la Ciudad de México tienen programado establecer desde temprana hora un dispositivo de seguridad con alrededor de 3 mil 200 elementos.

Y para no descartar cualquier eventualidad, el operativo policial contempla la realización de cortes a la circulación para agilizar la vialidad con alternativas en vías aledañas, así como para evitar desmanes o disturbios por parte de Ultras o grupos de agitadores que en otros años han llegado a infiltrarse en la marcha.

Además de que en forma paralela se efectuará el paseo ciclista sabatino, por lo que la encomienda de los uniformados será para brindarles protección en el circuito y garantizar su integridad a turistas y paseantes, también a comercios.

La ruta de la movilización recorrerá de la calzada México Tacuba hasta llegar al Eje de Guerrero y enfilar por avenida Juárez hasta Eje Central, continua por 5 de Mayo rumbo a la explanada del Zócalo.

Ver imagen en Twitter
 https://www.elsoldemexico.com.mx/metropoli/cdmx/680060-a-46-anos-del-halconazo-10-de-junio-de-1971-marcharan-de-normal-al-zocalo

México y Venezuela

Pedro Echeverría V.

Diferencias entre gobiernos de Venezuela y México y las manifestaciones en las calles

Pedro Echeverría V.

1. Algún iluso muy ignorante podría pensar que los gobiernos de los venezolanos Hugo Chávez y de Nicolás Maduro son iguales a los gobiernos de México de Felipe Calderón del PAN y de Enrique Peña Nieto (PRI); otros, contaminados con el pensamiento empresarial que se difunde por los medios de información, podrían decir que el contenido de las protestas ciudadanas en las calles de Venezuela y México es el mismo y que por tanto no hay diferencia alguna, que todo es lo mismo.

2. Sin embargo nada de eso, porque la realidad es muy distinta. Venezuela tiene unos 33 millones de habitantes y México unos 122 millones. Venezuela y México han estado al servicio de los EEUU, por tanto de la ONU, la OEA, la OTAN, el FMI por lo menos desde 1945, pero…

Ver la entrada original 490 palabras más

EL OUTSOURCING @josedavalos_

Sitraiems Carmen Serdan

EL OUTSOURCING
  • La Prensa
  • Sábado 10 de junio de 2017

José Dávalos

En el mundo empresarial se tiene al outsourcing como el proceso en el cual una empresa contrata a otras empresas para que se hagan cargo de parte de su actividad o de su producción. En el mundo laboral se introdujo esta forma de contratación en la Ley Federal del Trabajo para quitarle a la empresa principal responsabilidades en perjuicio de los trabajadores.

La verdadera empresa, llamada contratante, es la beneficiaria del trabajo o de los servicios, fija las tareas al contratista, que es la empresa de papel encargada de llevar los trabajadores y que, por lo general, no tiene bienes propios y suficientes para responder de las obligaciones contraídas con los trabajadores que contrató. Esta contratación está en los artículos del 15-A al 15-D de la Ley del Trabajo.

Al outsourcing también se le llama régimen de subcontratación, en el…

Ver la entrada original 256 palabras más